Accesibilidad en el trabajo. Si tú me cuidas, yo te mimo con una sonrisa

Estaremos de acuerdo en que tanto los cuidadores profesionales, como los familiares, deben trabajar a gusto. Los cuidadores de personas mayores o dependientes realizan un trabajo físico y mental duro. Por eso, necesitan quizás más que nadie trabajar en las mejores condiciones. Conseguir que se sientan cómodos en su trabajo hará que lo desempeñen mejor y con una sonrisa en los labios. La accesibilidad en el trabajo es muy importante para todos los trabajadores, pero en este caso en concreto se presenta como calidad de vida para los cuidadores.

Es más fácil obtener lo que se desea con una sonrisa que con la  punta de la espada.

William Shakespeare

En la actualidad, por suerte, los puestos de trabajo se adaptan a las características del trabajador. Se adaptan puestos de trabajo a personas con discapacidad o con movilidad reducida, o a mujeres embarazadas. Pues según las leyes actuales, y dependiendo del riesgo que conlleve el puesto de trabajo, las empresas se ven obligadas a convertir sus oficinas en entornos accesibles y adaptados a sus trabajadores y  clientes.

En el caso concreto de los cuidadores, es importante proporcionarles las herramientas necesarias para trabajar con personas mayores o dependientes. Herramientas que les permitan descargarse del trabajo físico más duro.

Y nos sentimos muy contentos cuando se reconoce la labor que hacen los cuidadores, o se crean nuevas políticas sociales que reconocen sus derechos.

Herramientas para una mejor accesibilidad en el trabajo

La mejor forma de cuidar a los cuidadores es proporcionándoles el material necesario para que realicen mejor su trabajo. Herramientas que les ayuden a realizar sus tareas diarias, levantar al dependiente, asearle, darle de comer, cambiarle de postura , salir de paseo , o transportarle y realizar traslados de un lugar a otro.

Para cuidar de una persona dependiente existen muchas y muy variadas herramientas que facilitarán la vida del cuidador y de la persona que necesita este servicio:

  • Por ejemplo, un somier articulado le ayudará a incorporar a la persona, a sentarla encima de la cama para alimentarla, y finalmente a ponerla de pie.
  • Una grúa es esencial tanto para el cuidador como para la persona dependiente. Ayuda en los traslados dentro de casa, en los cambios posturales del enfermo, y también en su aseo diario.
  • Los útiles para el baño, taburetes, sillas de inodoro, sillas de ducha, o asiento elevador de baño, son herramientas que además de facilitar el trabajo al cuidador, proporcionan autonomía al enfermo o dependiente.
  • El arnés con reposacabeza que protege el cuello y la espalda, o el arnés estándar, facilitan la ejecución de muchas tareas como cambios de pañal o de sábanas, o traslados sin golpes ni balanceo.
  • Las sillas de rueda y los andadores son también herramientas imprescindibles para transportar al enfermo sin esfuerzos, y además proporcionan movilidad, y con ello independencia del mayor o dependiente.

Las necesidades del cuidador también deben ser atendidas

Este punto es de suma importancia si queremos que nuestros mayores, dependientes o no, estén bien cuidados. Si el cuidador profesional, o el familiar que asume el rol de cuidador son felices con su trabajo trabajo, transmitirán esa felicidad y entusiasmo. Por el contrario, un cuidador quemado por su trabajo puede ser peligroso para él mismo y para la persona que cuida. Si no cuida sus necesidades (descansar bien, mantener sus relaciones sociales, sus hobbies, etc.) difícilmente podrá cuidar de nadie.

Nos gustaría cerrar esta entrada con otra frase célebre, esta vez de la Madre Teresa de Calcuta, y que hace también referencia a la sonrisa y a las personas entregadas al cuidado de los demás.

Todos deberíamos saber todo el bien que una simple sonrisa puede hacer.

accesibilidad en el trabajo sonrisa

 

, , , , , ,
Día Internacional de las Personas de Edad
Día internacional de las personas de edad
donde realizar los cuidados al mayor dependiente podcast
¿Dónde realizamos los cuidados al mayor dependiente? | ‘En tú casa o en la mía’

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú