Ictus: qué es y cuáles son sus síntomas

Seguro que conoces a alguien cercano a ti que ha sufrido el tan temido Ictus cerebral. Y casi con seguridad que ninguno reconoció los síntomas para saber que estaban sufriendo. Hoy queremos hablar de los síntomas del Ictus para que seas capaz de reconocer qué está pasando.

Qué es el Ictus

Al Ictus se le denomina Accidente Cerebro Vascular (ACV) y también es conocido como trombosis o embolia. Se trata de una enfermedad cerebrovascular que sucede cuando alguno de los vasos sanguíneos que dan sangre a nuestro cerebro se rompe o se tapona por algún coágulo principalmente.

Como este vaso sanguíneo está bloqueado o roto, la sangre que circula por él no llega al cerebro por lo que éste no tiene el suficiente flujo de sangre ni de oxígeno. Esto provoca que las células nerviosas que se encuentran en la zona cerebral no puedan funcionar correctamente y mueren al cabo de pocos minutos.

Cuáles son las causas que provocan un ictus

Existen numerosos factores que pueden dejar de manifiesto una mayor posibilidad de que una persona u otra tenga un ictus. Entre estas causas están la edad avanzada, herencia familiar, hipertensión arterial (presión sanguínea alta), padecer diabetes o enfermedades cardíacas…

Síntomas

Normalmente los ictus se producen de manera muy rápida y súbita, causando la lesión cerebral en tan solo unos minutos.

¿Sabías que… el ictus es la primera causa de muerte en las mujeres y la segunda en los hombres? Estos datos nos los ofrece la Federación Española de Ictus. Reconocer los síntomas es vital para evitar esto disminuyendo en un 80% los casos.

Dentro de los síntomas más comunes están:

  • Dolor de cabeza repentino y muy intenso sin ningún tipo de causa (que no sea habitual)
  • Pérdida de visión, ya sea total o parcial también de manera repentina.
  • Parálisis que puede afectar a la mitad de nuestro cuerpo (pérdida de movilidad o sensibilidad)
  • Problemas para hablar (no nos entienden o nos cuesta hablar)
  • Pérdida de estabilidad, vértigos y confusión

 

Identificando estos síntomas y llevando una vida saludable se puede reducir considerablemente el número de casos. Por lo tanto, debes realizar controles por los médicos de manera periódica si tienes alguno de los factores que hemos mencionado anteriormente, además de llevar una dieta variada y realizar ejercicio moderado.

Prevenir es lo más importante pero también reconocer estos síntomas para actuar de manera inmediata.

,
Día Mundial del Glaucoma
Hoy hablamos de… EPOC

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú